jueves, 1 de diciembre de 2011

El derecho a la ciudad es indivisible e inalienable: Jordi Borja

Inaugura el pensador de ciudades y ciudadanía, Jordi Borja, el Seminario de Urbanismo Sustentable en León

Artículo original publicado por el Centro de Transporte Sustentable de México (CTS - Embarq México)

“Las ciudades del mañana son las que se están construyendo hoy; ni modo que ¿cuáles? Tiene poco sentido hacer juicios negativos o positivos al respecto, siempre respondo lo mismo cuando me preguntan eso como si les fuera a dar una respuesta muy visionaria. Lo que se tiene que hacer es ir descubriendo las dinámicas actuales de las ciudades. Las ciudades en las que vivimos se mueven, van cambiando y eso será para el bien o para el mal de la ciudad de mañana”, expuso el prestigioso Jordi Borja Sebastiá, experto en diseño de las ciudades que transformó Barcelona para que recibiera las Olimpiadas de 1992.

Ante un salón abarrotado Borja fue y vino en críticas a la concepción histórica de la ciudad, a la reivindicación del valor del espacio público a partir de movimientos sociales de protesta, así como a la importancia de entender el inalienable e indivisible derecho a la ciudad. Investido de chamarra negra -estilo La Movida madrileña-, con un total desenfado, el reconocido español considerado uno de los más importantes pensadores de la sociedad del siglo XXI ofreció una charla dinámica, y una visión amorosa de la ciudad y de la ciudadanía.

Luego de unos cinco minutos de ponencia se acercó un técnico en audio y le aproximó el micrófono. Borja le dijo -¿qué, no me escuchaba? – Algo respondió el hombre- “Bueno, no pasa nada, la verdad, es que no he dicho nada importante”- respondió el Barcelonés provocando la risa y el aplauso de la audiencia-.

Pese a su resistencia a hablar como “gurú” de las ciudades del mañana, Borja sí expuso su pensamiento sobre las ciudades del pasado y señaló que sí hay un rezago notable en la construcción de las ciudades, lo que relacionó con el atraso en la importancia que los gobiernos le han conferido al tema históricamente. “Antes el secretario de vivienda era una persona a la que había que darle un cargo, pero de qué, en realidad nadie sabía de qué, porque no era muy competente para nada, entonces se decidía quién sería el secretario de vivienda, no existía una política de la ciudad”, ironizó.

Añadió que si los gobiernos son débiles entonces no se pueden pelear las batallas que la ciudad necesita que se ganen en beneficio de la misma. “Si queremos cohesión en los territorios se requiere de funcionarios que tengan competencias para construir ciudad. ¿Es posible el socialismo en las ciudades? –cuestionó el experto- para mí el socialismo es la justicia y la ciudad, vivirla de manera humana, solidariamente. Es la ciudad donde se encuentra y se tiene que vivir el derecho de las personas a ser ciudadanos.

El derecho a la ciudad no es un tema abstracto, es la suma de muchos derechos: a la vivienda, a ser reconocido por el otro, al espacio público, a tener el mismo estatus jurídico, y no son derechos divisibles, si se aplica este concepto tan solícito como de solo tomar algunos de ellos en cuenta, entonces, no sirve, si falla el respeto y la consideración de uno de esos derechos entonces “todos fallan”, dice el septuagenario hombre amante y conocedor de la ciudad.

Y es que, expuso, el resultado de la ausencia de ese respeto por la ciudad y del derecho a la misma y la falta de oportunidades son movimientos y reivindicaciones sociales como “Los Indignados”, son esos movimientos los que hoy están ofreciendo un verdadero valor al uso del espacio público, qué tan valioso es el espacio que hoy los echan de las plazas y las plazas están siendo vigiladas para que no sea “presa” de los movimientos Occupy.

Los Indignados hoy nos muestran que la ciudad es la base de la innovación que surge del intercambio de miradas, de que se hable la gente que es distinta en lo económico, en lo social. “No solo con los que son como uno mismo, si se habla únicamente con quien es como uno mismo, se corre el riesgo de ser un verdadero idiota, la gente que solo habla con quien se le parece se convierte en gente idiota”, concluyó el autor del texto Espacio Público: Ciudad y Ciudadanía, quien durante 45 minutos sin necesidad de ni una sola lámina de Power Point dictó la charla inaugural del III Seminario Internacional de Urbanismo Socialmente Responsable que organiza el Instituto Municipal de Planeación de León, Guanajuato.

** El Centro de Transporte Sustentable de México es una organización no gubernamental mexicana cuyo objetivo es catolizar y apoyar la implementación de proyectos y políticas públicas en materia de movilidad, transporte público, desarrollo urbano, cambio climático y calidad del aire. Trabaja apoyando las iniciativas de Colima en favor de la movilidad urbana sustentable desde el 2009.

Para más información del Centro de Transporte Sustentable de México (CTS-Embarq México), síguelos a través de las redes sociales:
Facebook: Movilidadamable

No hay comentarios.:

Publicar un comentario